Entradas

empresa jardineria malaga

Consejos para el cuidado de tus plantas en verano

Algunos consejos para mantener tus plantas de verano

cuidado de plantasPronto llega el verano y no queremos que nuestros jardines pierdan el colorido y la belleza que hemos logrado con el mantenimiento de jardines en primavera, ¿verdad?… Es la época en la que disfrutamos de ellos en mayor medida, cenas al aire libre, reuniones con amigos… Desde Greenthia te proponemos algunos consejos.

Debes colocar plantas resistentes al calor, lo que no significa que no se tenga que regar, son conceptos diferentes que se confunden habitualmente. Que una planta resista temperaturas de hasta 45º no quiere decir que soporte la sequía e igual a la inversa. Es por ello, que si tenemos previsto salir de vacaciones no podemos olvidar mantener activado el riego automático o en el caso de no disponer de él, contar con la ayuda de alguien que pueda mantenerlo y así evitamos que a la vuelta se hayan deteriorado nuestras plantas.

Las Adelfas, por ejemplo, son flores veraniegas de colores muy vistosos (rojos, rosas, violetas, blancos…) aguantan muy bien las altas temperaturas y bien cuidadas duran hasta casi entrado el otoño. Son grandes en forma de embudo y en este caso, al tratarse de una planta de origen mediterráneo aguanta también bastante bien la ausencia de agua.

Los arbustos y plantas trepadoras también llenarán de belleza tus espacios, por ejemplo la Buganvilla, que es conocida por su espectacular floración. Las encontramos de dos especies Bouganvillea glabra y la Bouganvillea spectabilis, ambas ofrecen colores vivos y variados como el amarillo, naranja, fucsia… y se pueden utilizar para cubrir paredes, pérgolas, rincones, muros… te ofrecen muchas posibilidades.

La Madreselva, la Pasionaria, el Geranio… son otros ejemplos de plantas que pueden llenar tus jardines de color y de un olor inconfundible.

En Greenthia consideramos cada jardín como una obra de arte llena de vida, así que si necesitas saber más no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

Por Paco Rivero